Vivir para ver

A J.R.H.

Ver la muerte de la soledad cuando fue brújula única y punzante, aliada de una sangre que sólo ansiaba ver la luz. Ver atrás la hemorragia de silencio, cuando los demás perdían las formas y vomitaban por la noche, para comentar en el café del día siguiente que aquello era la juventud. Ver que encajar es una casualidad que nos alcanza, y que es mejor elegir que ser aceptado. Saber con certeza que el amor es libertad compartida, no voluntad binaria. Empezar a vivir. Vivir para ver.

Anuncios

Quedarme aquí

Quedarme aquí es ofrecer mis rodillas

a las promesas de la nostalgia

y a esas mentiras que aún flotan

en todos los litros de Alhambra

o el humo de un Chester.

Sería volver a destripar a mis peluches

y ahogar en tinta mis labios,

para dejar hablar al miedo

cada vez que sonría Regan

o no soporte el vacío de la muerte.

 

Quedarme aquí es buscar la nieve,

la huella y no el camino,

asesinar la luz.

 

Admito la tristeza,

pero como Kaji,

también los abrazos.

Interferencias

I

Lo deseo. Por más que intente huir, siempre vuelvo a ofrecerle mi cuello o las muñecas, dispuesto a que me manche y ningunee. Una y otra vez, a pesar de su silencio, de su desdén, de mi dignidad. Y es que sólo he sabido besar los labios de sus heridas. Siempre suspirando por su perfil, por sus caricias. Nadie me ha penetrado igual. Para mí eso ha sido el amor, tener la valentía de odiarme a pesar de la compasión de los demás.

II

Eran los pájaros desordenados en las ramas una corona que anunciaba el mármol, un perfume de ciprés enajenado sobre tus ojos llenos de luz, pero ya inútiles. Los mismos que antes vieran la hermosura encendida de un cuerpo entregado a tu capricho, un cuerpo que no era más carne para ti que ahora el tuyo para los gusanos. Ya no te queda orgullo ni desprecio, solo un tajo en la garganta que te puso a ras con las hojas y a mí, de luto el recuerdo

III

La Policía Nacional investiga el suicidio de un hombre de 33 años en Pedro Jiménez. El joven se quitó la vida el pasado jueves en pleno corazón del Parque Rural de Bendie, situado en la parte norte del municipio. Un amigo encontró su cuerpo degollado en el parque infantil del área de descanso. La familia del joven no ha querido hacer declaraciones y ha pedido respeto. Entre las diligencias policiales figura una nota de despedida que, al parecer, escribió justo antes de marchar para acabar con su vida. El joven será incinerado este lunes en el tanatorio de la capital seguiriense.