Fin

img_20170302_015416_083

Ahora que el derrumbe de Nivaria es evidente,

que ha llegado la orfandad a la raíz de mis fuerzas,

un delfín se recorta

contra los dientes calcinados de la muerte.

Es un relámpago de aliento,

un suspiro, a penas una chispa

que escalón a escalón,

me ha traído hasta las cosas

vencidas por la gravedad y los insectos.

Somos nosotros,

memorias y renuncias,

amor destrozado

en un paisaje con Alzheimer.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s